Historia de la Kinesiología



Kinesiología Médica Odontológica  y posturologia aplicada a la Odontología.


Es un hecho indiscutible que la postura global del cuerpo humano tiene correlación con la oclusión dentaria y por ello hablamos de la correlación estomatognatica-postural. Hablaremos ampliamente de ello en el apartado ¿Qué es la Kinesiología?

Para llegar a estas conclusiones que actualmente son la base fundamental de los estudios de la Kinesiología Médica odontológica, hemos recorrido un largo camino en la historia de esta disciplina, que le han dado soporte y cuerpo a la misma. Repasemos someramente algunos pasajes importantes que han marcado el nacimiento de esta disciplina:

Históricamente, la dicotomía medicina-odontología, desembocó en la enseñanza de la medicina para "un hombre sin boca" y en la enseñanza de la odontología para "una boca sin hombre".  Nosotros creemos que no es posible separar el estudio de la boca del resto del cuerpo por las múltiples e importantes  interrelaciones que se establecen entre la salud bucodental y la salud de todo nuestro cuerpo. Ya en el antiguo Egipto se conocían estas relaciones como lo atestiguan los pasajes en el papiro de Edward Smith donde relaciona la anatomía de las estructuras dentarías con los músculos de la masticación y con la articulación temporomandibular.

También es necesario hablar de un español, Antonio Rotondo, que en su libro “Tratado completo de la extracción de los dientes, muelas y raigones y modo de limpiar la dentadura”, publicado en 1846 en la página 32, hace ya una observación sobre las maloclusiones dentarias y problemas relacionados con la articulación.

Para curarlas, utilizaba corcho o madera que funcionaba de una forma similar a nuestras férulas actuales.



A comienzos de los años treinta, el doctor californiano Terence Bennet, descubrió que si tocaba de una manera concreta unos puntos en la cabeza, estos tenían influencia sobre el riego sanguíneo, las estructuras corporales y los distintos órganos. Bennett encontró que mejorando la circulación sanguínea se podían ayudar condiciones diferentes. También desarrolló su propio sistema de puntos en el cuerpo, de donde provienen los puntos neuro-vasculares.

Por otra parte, el osteópata Frank Chapman, descubrió también en los años treinta los reflejos neurolinfáticos. Los reflejos de Chapman son puntos dolorosos localizados a lo largo de todo el cuerpo que cuando son palpados pueden incidir en la curación de diversas enfermedades. Chapman descubrió que algunas enfermedades estaban relacionadas con un pobre flujo linfático. Encontró que frotando diferentes áreas linfáticas blandas en el cuerpo podía ayudar diferentes condiciones físicas. En una interpretación endocrina de estos reflejos, Fred Mitchell apunta que estos reflejos son clínicamente útiles en tres apartados:

  1. Para el diagnóstico
  2. Para modular el movimiento de fluidos, fundamentalmente, linfa
  3. Para modular la función visceral a través del sistema nervioso.

Desde que los Reflejos de Chapma fueron localizados a lo largo de nuestro cuerpo, daba la impresión que eran puntos localizados en la piel. Pero varios autores denominaron a estos puntos con otros nombres o denominaciones:

El manual de pruebas con los músculos fue desarrollado por primera vez por R.W.Lovett, un cirujano ortopedista quien publicó sus resultados en 1932. Henry y Florence Kendall mejoraron su trabajo y publicaron un libro en 1949.

En los años 50, un quiropráctico norteamericano George Goodheart y sus colaboradores, empezaron a investigar sobre el comportamiento y la reacción de la musculatura bajo estrés, se dieron cuenta que todos los músculos ofrecen una respuesta débil cuando el sistema del cuál se alimenta queda bloqueado, es decir, sistema nervioso, sanguíneo, linfático y energético.

En 1964, este científico observó un cambio en la fuerza muscular de uno de sus pacientes, después de que él diera masajes a ciertos puntos débiles de sus músculos, que se encontraban entre la cadera y las rodillas. Este descubrimiento lo condujo a realizar una investigación adicional, donde encontró que esos mismos masajes tenían reflejos neurolinfáticos, que ayudaban a fortalecer los músculos débiles.


Años más tarde, George Goodheart estableció una relación entre los puntos reflejos neurolinfáticos y los músculos. Éste fue el germen de la kinesiología que estudia la capacidad de respuesta de los músculos para saber si algún órgano o sistema no funciona correctamente. Fue Goodheart el que descubrió, basándose en estos antecedentes, que los músculos débiles se podían fortalecer rápidamente aplicando los puntos reflejos descubiertos por Bennet y de Jannette. Debido a la importancia de este descubrimiento, creó un grupo de 12 quiroprácticos (1960) que desarrollaron con profundidad estas técnicas, hasta crear las bases de la Kinesiología Aplicada.

De modo que el Dr. George Goodheart, desarrolla durante los años 60 la KINESIOLOGÍA APLICADA, reservada a los profesionales médicos, a partir de conceptos de la medicina occidental y los principios de la medicina tradicional china.

Por tanto los descubrimientos de George Goodhart acerca de la correspondencia muscular a nivel dental, en realidad nos hace pensar en una verdadera somatotopia endooral y en un homúnculo holográfico completo de músculo, víscera, funciones y emociones.

El Dr. John Thie, quiropráctico y discípulo del Dr. Goodheart, simplifica y populariza una parte de sus descubrimientos para hacer de la Kinesiología una técnica de equilibración energética factible de ser usada en un medio familiar. Así nace el TOQUE PARA LA SALUD (Touch for Health)

Alan Beardall, alumno de Goodheart, desarrolló, entre otras cosas, el modelo del “bio-computador”, mediante el cual el cerebro se ve como un computador súper-poderoso que está en comunicación con el resto del cuerpo. De modo que se le pueden hacer preguntas a las que el bio-computador respondía “si” o “no” utilizando el test muscular.

La kinesiología conductual (Behavioral) es el método que desarrolla el psiquiatra neoyorquino John DIAMOND.



Otros autores relevantes son:

En el campo de la kinesiología dental destaca George A. EVERSAUL. Con su publicación "Dental Kinesiology” en 1977 y John K. Charcon su trabajo "Wholistic Dentistry", en 1980.


Fue Gian Mario Esposito, de Milán, medico-dentista, quien hace 25 años comenzó a trabajar en el campo de la Kinesiología médica odontológica por su colaboración con Jean Pierre Meersseman, quiropráctico italiano

Jean Pierre Meersseman


Este quiropráctico le enviaba pacientes para que les normalizará la oclusión. El fenómeno oclusopostural fue observado por Meersseman, el cual mediante un test, (con algodones en la boca, equilibrando el plano oclusal examinaba los cambios en la postura global el cuerpo) que justamente tiene su nombre, descubrió la correlación existente entre oclusión y postura. Fue esta simple relación entre dos profesionales la que dio nacimiento a esta vida profesional de Gian Mario Esposito, dedicada a la kinesiología medica Odontológica ó como dice Esposito el Sistema estomatognatico-postural.

Dr. Gian Mario Esposito


Como comenta Gian Mario Esposito, el hecho de que exista correlación entre la boca y la postura es evidente; tal afirmación es fácilmente verificable en aquellos pacientes que presentan problemas de deglución y masticación. Es un dato comprobado que nace de la observación del fenómeno, como cuando Newton observó las manzanas que caían de los árboles. En esta disciplina uno comprende que la correlación no solo existe entre oclusión y postura, sino también entre lengua y postura, y entre deglución y postura, siendo la deglución el acto neurofisiológico más complejo durante el cual se verifica la oclusión con una postura lingual muy precisa. El Doctor Esposito colabora actualmente con el “Curso de perfeccionamiento en Oclusión y Postura en clave kinesiologica de la Universidad de Palermo, que Domenico Caradonna ha respaldado, siendo una de las pocas facultades Europeas que disponen de un departamento de Kinesiología Odontológica. Gracias a ellos, la Odontología, la Posturología y la kinesiología han conseguido una aproximación interdisciplinaria de un Modo Oficial.


Gian Mario Esposito desarrolló todo un sistema de trabajo donde interrelaciona boca-postura con el funcionamiento global de nuestro cuerpo. Ha impartido cursos en Italia, Francia, España y EEUU donde tiene centenares de alumnos que continúan y amplían sus conocimientos en el área de la Kinesiología Medica Odontológica.

En España esta labor de difusión de los cursos completos de formación la desarrollo desde el año 1999 la Dra. Maria Judith Gelfo Flores, en la colaboración de AMUDENES, Asociación de mujeres Dentistas de España.

La Dra Gelfo conoció al Dr Esposito a través del Dr Patrick Bache en Barcelona, y continuó su formación en Varese (Italia).

El impacto que en ella causó el sumergirse en esta disciplina la llevo a crear un grupo de estudios en España, y fue gracias a ella que se inician los ciclos de formación completos en Kinesiologia Medico Odontologica.

Fue desde este grupo inicial de estudios en el que nace la idea de constituir la Sociedad Española de kinesiología Medica Odontológica.

A partir de este hecho la Dra Maria Judith Gelfo Flores pasó el testigo a SEKMO para que continuará con esta labor formativa.

Dra. Maria Judith Gelfo Flores


Desde esos comienzos en España a la Actualidad son numerosos los médicos y dentistas que se han sumado a los Cursos del Doctor Gian Mario Esposito y posteriormente de SEKMO para formarse en el Campo de la Kinesiología Medica-Odontológica.

Esperamos haber despertado en ustedes el interés por esta apasionante disciplina y que naveguen profesionalmente para descubrir que es la kinesiología y que aporta a los profesionales y a los pacientes.

Muchas gracias a los que han hecho posible esta andadura: